La jornada incluyó paseos por el intermareal, observaciones del microcosmos marino y exhibición de documentales.

Varias fueron las familias que se dieron cita este domingo y participaron en la actividad organizada por estudiantes y licenciados de la carrera de Biología Marina de la Universidad de Valparaíso, quienes además forman parte de las organizaciones ECOMAR y de la Fundación CIDEMAR.

El objetivo de la jornada, que se llevó a cabo en la Facultad de Ciencias del Mar y de Recursos Naturales de la UV, ubicada en el sector de Montemar, fue difundir el conocimiento científico desarrollado al interior de la academia a la comunidad, en temáticas como conservación, protección y seguridad medioambiental, desarrollo de microorganismos, cadena trófica y hábitat.

El programa contempló paseos por el intermareal, la posibilidad de observar y conocer diminutos organismos que forman parte del plancton (fito y zooplancton), para finalizar con la exhibición de documentales de conservación y ecología marina.

María José Ochoa, bióloga marina UV, directora ejecutiva y fundadora de CIDEMAR, destacó la convocatoria: “La verdad es que nos visitaron bastantes familias, jóvenes y turistas (nacionales y extranjeros) que transitaban por el sector de Montemar. La gente ha quedado maravillada con la posibilidad de conocer más sobre la biodiversidad de nuestras costas”.

La joven bióloga marina, agrega que ”nosotros como fundación y como exalumnos de la carrera de Biología Marina de la UV tenemos el objetivo de difundir el conocimiento científico, para avanzar en una mejor cultura de conservación y manejo de los ambientes acuáticos”.

Sus compañeros Sofía Bermeo y Mauricio Fuentes, alumnos de la carrera y coordinadores de la actividad, destacaron que los visitantes al terminar los recorridos se iban muy agradecidos.

Ambos compartieron que la evaluación fue totalmente positiva. “Las personas que asistieron se fueron conociendo un poco más sobre el mundo marino. Con el aprendizaje las personas toman una mayor conciencia y comienzan a valorar el patrimonio marino. Es una oportunidad muy buena de hacer educación ambiental al aire libre. Nosotros tenemos la idea de convertir la playa en un aula y poder enseñarles a las personas al aire libre sobre el patrimonio marino y natural. De manera que lo puedan conocer, valorar y proteger”, señaló Sofía Bermeo.

“Las personas mostraron gran interés por conocer la biodiversidad que tiene Chile en su gran océano. Aquí tratamos de explicar desde el plancton hasta cómo conviven e interaccionan los recursos marinos a lo largo de la cadena trófica. También enseñamos cómo relacionarse con la zona intermareal, qué hacer y qué cuidados se deben tener, de manera que puedan ser visitantes respetuosos de los ambientes a los que acceden”. Agregó la estudiante.

Por su parte los visitantes manifestaron sus agradecimientos por la iniciativa. Es el caso de Lorenzo Flores, quien estuvo acompañado de sus tres hijos (de doce, siete y cuatro años) y su esposa. ”Fue bonita la experiencia, la encontré muy didáctica. Yo soy biólogo marino y estudié aquí en la Universidad de Valparaíso. Estas iniciativas permiten abrir la Facultad hacia la comunidad, para que las personas vayan conociendo más sobre estos temas. Cuando yo estudiaba aquí era más hermético. Por eso me parece muy positivo que se abran las puertas para que todos, grandes y pequeños, tengan la posibilidad de conocer un poco más sobre los recursos marinos y cómo se desarrollan en su sus diferentes hábitats”.